DÍA HISTÓRICO CON LA BENDICION DE LA SEDE DE LA UNIÓN DE COFRADÍAS Y EL PREGÓN DE SEMANA SANTA

El pasado sábado quedará escrito con letras de oro en la historia de la Unión de Cofradías. A las 18:30 horas llegaba nuestro obispo Don Amadeo a la nueva sede de la Unión de Cofradías para realizar su bendición tras no haber podido celebrarse la pasada cuaresma. En dicho acto estuvieron presentes por las limitaciones de aforo la terna de la Unión de Cofradías, junta rectora de Hermanos Mayores, la alcaldesa de la ciudad, sacerdotes y prensa. Tras conocer las nuevas instalaciones y descubrir la placa conmemorativa, pudo conocer de primera mano el proyecto del monumento a la Semana Santa que en los próximos meses será una realidad. Posteriormente, en la sala Palma Burgos se procedió a la bendición y firma del Libro de Honor de la Unión que inauguró con su testimonio y cuya dedicatoria quedará como recuerdo de este día. Por parte del presidente de la Unión de Cofradías, como muestra de gratitud, obsequió a Don Amadeo con unas tulipas de barro y forja realizadas por artesanos de Úbeda que acogió con mucha gratitud.

Tras este acto, Don Amadeo se desplazó junto al resto de asistentes hasta la Sacra Capilla del Salvador, dónde lo esperaba el pregonero de la Semana Santa, junto al capellán y administrador de la Sacra Capilla del Salvador y junta directiva de la Unión de Cofradías. Bajo el imponente retablo de la Transfiguración del Señor y con la marcha Agrupación de Cofradías del maestro Herrera Moya, daba comienzo el pregón oficial de la Semana Santa de Úbeda. Con motivo de la concesión de la medalla de oro de la ciudad de Úbeda en diciembre de 2019, la Unión de Cofradías quiso hacer partícipe de tal distinción a todas las cofradías haciéndoles entrega a cada una de ellas de un corbatín conmemorativo. Tras la interpretación de la marcha Penas de D. Cristóbal López Gándara y la presentación del pregonero por parte de D. Santiago Muñoz de la Torre, D. Antonio Manuel Medina Gómez hizo suyo el atril y nos deleitó con un sensacional pregón, lleno de experiencias de fe fruto de su vivencias cristianas y cofrades.
Para finalizar el acto, tomó la palabra el Excmo y Rvdmo. Don Amadeo Rodríguez Magro, en la que manifestó su satisfacción por el evento, destacando que había asistido a un acto espléndido y solemne, con sentido institucional, que tuvo unción, devoción y alta belleza literaria. Monseñor Rodríguez Magro afirmó: «La belleza está en el amor que comparte el dolor, y no hay más amor que comparta el dolor que el de Dios manifestado en Jesucristo; la belleza de la Cruz es la belleza que comparte el dolor humano».

 

Publicado en Sin categoría.